mayo 22, 2024

A México le quedan menos de 9 años de reservas probadas de petróleo y gas

México aumentó la producción de petróleo y gas en 55,4 millones de barrriles anuales de petróleo crudo equivalente comparado con la medición anterior

México tiene 8,9 años de reservas probadas de petróleo y gas, considerando el ritmo de producción actual al 1 de enero de 2023, reveló la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH) en un reporte.

El regulador energético informó que México tiene reservas probadas, conocidas como 1P, por 8.162 millones de barriles de petróleo crudo equivalente —gas y petróleo—, donde 85% corresponde a asignaciones de la empresa estatal Pemex y el resto proviene del modelo de contratos petroleros derivados de la apertura a la inversión privada con la reforma energética de 2013.

El tiempo que durarían las reservas probadas es menor a los 9,3 años reportados el año pasado por la autoridad energética presidida por Agustín Díaz Lastra. México aumentó la producción de petróleo y gas en 55,4 millones de barrriles anuales de petróleo crudo equivalente comparado con la medición anterior.

La tasa de restitución integral de reservas probadas o la cantidad de reservas añadidas por las empresas para reemplazar los hidrocarburos extraídos creció 116%, la cual se ha mantenido por encima del 90% desde 2020.

La tasa de restitución por descubrimientos, es decir los resultados en exploración petrolera, fue de solo 31%.

Díaz Lastra dijo que las cifras representna un reconocimiento a la actual política de hidrocarburos del Gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador luego de cuatro años de administración revirtió la tendencia a la baja.

“Las reservas marcan un hito en los últimas décadas en el que la política había sido más extracción y menos exploración”, comentó.

¿Por qué las reservas probadas son importantes?

Las reservas 1P o probadas son las más importantes en amteria financiera porque sustentan los proyectos de inversión de las compañías productoras.

La probabilidad de extracción comercial de las reservas probadas es de al menos 90%, mientras que las reservas probadas más probables o 2P tienen una probabilidad del 50%. Las reservas probadas más probables y posibles o 3P apenas contienen un 10% de probabilidad de extracción.

Las reservas 2P tiene nuna relación de reserva-producción de 16,6 años y las 3P con menores probabilidades de extracción alcanzarían para 25,3 años.

La CNH ha dicho que el indicador no significa que durante ese tiempo las reservas se terminarán pero representna una división entre los recursos que hay y lo que México puede producir, y dependen del precio del petróleo y gas, además de la tecnología disponible para extraerlos.